Una carta, de Haydée M. Ghio

Siempre he esperado una carta. De no sé dónde ni de quien. Una carta que filtrara por la endija de la puerta con su potencial de emociones de seducciones viajes espaciales, felicidad indolora. Un cuadrilátero de blanco papel surcado por simétrica bandada de golondrinas en migración. O que contuviera una sola palabra explosiva como una granada. Aunque no fuera yo la destinataria. Haydée M. Leer más…

Cartas de amor, de Vainica Doble

Escribo a diario una carta de amor,amor imaginario, inocente amor: unas hojas secas de guisante de olor,un perfume de Dior, bellos y varios sellos de diferente color. Cartas de amor sin destino, cartas de amor sin dirección qué aberración, qué desatino, qué sinrazón Y ¿qué haría yo? si respondieras del susto y de la impresión… si me escribieras me estallaría el corazón Escribo a diario una Leer más…

Telegramas, de Julio Cortázar

Una esperanza cambió con su hermana los siguientes telegramas, de Ramos Mejía a Viedma: OLVIDASTE SEPIA CANARIO. ESTUPIDA. INÉS.ESTUPIDA VOS. TENGO REPUESTO. EMMA. Tres telegramas de cronopios: INESPERADAMENTE EQUIVOCADO DE TREN EN LUGAR 7.21 TOMÉ 8.24 ESTOY EN SITIO RARO. HOMBRES SINIESTROS CUENTAN ESTAMPILLAS. LUGAR ALTAMENTE LUGUBRE. NO CREO APRUEBEN Leer más…

La carta, de Andy Chango

El día que llegó la carta, aquella carta que venía de Argentinacomimos con el plato lleno de delicias de América latina.No se puede prohibir una planta,no se puede eliminar una semilla¡No se puede eliminar una planta ni aunque florezcan un millón de policías! ¡Preparen todo, ya llegó mi carta del Cono sur!¡La fiesta comenzó!-¿Vieron chicos? -¿Qué Leer más…