De Jesús a Elba – Florencio Varela, 1 de octubre de 1957

Fcio Varela 1/10/57
Elba:
Soy yo ahora el que me veo en la obligación de pedirle disculpas por mi tardía contestación. Como Ud. lo debe suponer no dependió de mi voluntad, sino de mi escaso tiempo, pues no se si sabrá que tengo que rendir todos los exámes ahora en diciembre, y por lo tanto me estoy preparando en todas las materias, lo que ocurre es que en este colegio no existe la eximición por cuyo motivo hay que rendir todas las materias.
Me alegra que este Ud. dispuesta a viajar a Sevigné, y me halaga el hecho de que haya delegado en mi las funciones para designar la fecha. Desafortunadamente por el momento no puedo viajar, me lo impiden los motivos que le terminé de explicar, pero; con un poco de suerte y buena voluntad, llegará la oportunidad en que nos pongamos de acuerdo y podamos vernos, ya que mis deseos de hablar con Ud. persisten.
En cuanto a mis problemas de orden psicológicos van desapareciendo poco a poco, para mi mayor tranquilidad. No es que haya conseguido la perfección, bien sea como materialista o idealista, más bien soy un término medio con marcada inclinación hacia lo espiritual, el motivo de que los problemas vayan desapareciendo es que mi personalidad se está desarrollando, y ya poseo algo mas que hace algún tiempo, ello implica una mayor seguridad en mi mismo y un mayor dominio de mis impulsos y reacciones.
Siguiendo sus consejos he vuelto a frecuentar reuniones sociales, pero; siempre teniendo mucho cuidado, de no contagiarme con las estupideces y manías que caracterizan estas reuniones, me va bastante bien, pues al no ser un imitador más siempre logro cierto éxito, éxito que radica simplemente en ser algo personal donde nadie lo es. Siguiendo siempre con esa norma, he conocido una chica, la que (no tengo falsa modestia) se ha enamorado locamente de mi persona. La verdad es que esta chica también me atrae, pues no es como las otras.
Hay dos hipótesis, que es una actriz consumada, o que en realidad sea como aparenta ser, un poco ingenua y espiritual, en base a esa aparente inocencia que irradia he vuelto a pensar, que hay posibilidad de confiar en alguna mujer, Solamente faltaría que ahora que vuelvo a tenerles confianza a las mujeres me defraude, cosa que me estoy temiendo, en base a algunas reacciones de esta chica.
Entonces mi actitud frente a las mujeres no tendría más remedio que ser escéptica porque seria la chica nº X que me defrauda. Claro esta que ya tomo las cosas con más filosofia, y no tan a la tremenda como las tomaba hasta ahora, lo que redunda según creo que mi beneficio
Le estoy escribiendo desde mi tablero de dibujo, y me hace bien escribirle pues la verdad es que se necesita alguna luz que lo guie a uno para seguir luchando, que en este caso es Ud, y una buena voluntad que creo tener yo para pasarse sabados y domingos frente al tablero o en los libros.
Bueno Elba no quiero cansarla más con mis divagaciones.
Esperando su contestación la saluda con el afecto de siempre
Jesús
Mis temores con respecto a la chica se vieron confirmados
No lo lamento mayormente

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp