Cuando pasen los años, cuando pasen 
Los años y el aire haya cavado un foso 
Entre tu alma y la mía; cuando pasen los años 
Y yo sólo sea un hombre que amó, un ser que se detuvo 
Un instante frente a tus labios, 
Un pobre hambre cansado de andar por los jardines, 
¿Dónde estarás tú? ¡Dónde 
Estarás, oh hija de mis besos!

Publicado en Antipoemas. Antología (1944-1969) , Barcelona, Seix Barral, 1972

Categorías: Cartas de ficción

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *