De Flor a Dami, 29 de marzo de 2022

29/03/2022

Hola Dami,

Parece ayer cuando te abrazaba y te decía cuanto te quería. Mis lagrimas tienen el mismo sabor, nada cambio, dicen que el tiempo cura todo, pero yo no les creo. No se puede volver a plantar el arbol que se cayó. Entendí que hay que aprender a vivir con el corazón roto.
Tengo recuerdo del sonido de tu voz, de tus chistes y anecdotas que siempre repetias de las que yo merecia que no me las habías contado, no importa, me gustaba tu emoción al contarlas. Tengo fotografías de tu sonrisa y el aroma de tus manos. Tambien tengo la memoria de nuestras escrituras. No te puedo olvidar, porque no te quiero olvidar.
Estoy enamorada de un amor del pasado que ya no es parte de mi vida y lo acepto. Pero como duele aceptar.
En este tiempo aprendí mas de mis tristezas que de mis momentos de alegría.
Lloré, te llore mucho, diría que demaciado y que a veces lo sigo haciendo. Pero tambien entendí que no esta mal llorar, llorar hace bien, llorar es parte de la vida, llorar es crecer.
En este tiempo conocí a una persona que no conocía, ni comprendía, me conocí, como nunca antes y descubrí el gran corazón que tengo y fortaleza que me impulso a escribirte esta carta porque mereces saber la verdad, de quien soy, de lo que siento y lo que me pasa.
Se que no luche por vos lo necesario pero lo hice a mi modo. Te ame, te quise, te extrañe, no te ame, no te quise, no te extrañe y te volvi amor, querer y extrañar.
Entendí que nunca te deje de amar y que mi orgullo y mi ego respondio por mí evitando ser y decir cosas que quizas me hubiecen hecho bien decirte.
Te escribí muchas cartas que nunca te dí.
Mensajes que borre, te escribía y volví a borrar. Y así paso el tiempo.
Entendí que no es el tiempo quien cura, el tiempo solo pasa y la vida sigue, el tiempo es tiempo y no regresa. Son las personas quien deciden usar el tiempo para curarse y yo solo deje que pasara.
Nunca te deje de extrañar y tampoco se si lo quiero hacer, lo que si descubrí al dejar pasar el tiempo es al miedo, tengo y tuve mucho miedo, miedo a sufrir mas de lo que yo venía sufriendo, me daba terror, por eso segui dejando pasar el tiempo.
Con esta carta lo que yo te quiero decir es que siempre te quise, te ame y te extrañe, y que aunque haya pasado el tiempo quiero que sepas que una parte de mi corazon siempre va a ser tuya y siempre va a estar agradecida por todo lo hiciste por mi.
Realmente te deseo que seas muy feliz, quiero que todo este tiempo y el que vendrá la vida te llene de amor, yo siempre te voy a recordar y enviar luz esté donde esté, estés donde estés.
Hasta el cielo, luna y las estrellas siempre te voy a querer.

Flor

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp